Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Psicomotricidad infantil: ¿qué aporta a los niños?

Minigym
Inicio  »  Cuídales   »   Psicomotricidad infantil: ¿qué aporta a los niños?
En este espacio, Olga Moreno, directora de Minigym, el primer gimnasio para bebés y niños de Logroño, resolverá dudas sobre psicomotricidad infantil, estimulación temprana...

[vc_row][vc_column width=»2/3″][vc_column_text]Soy Olga Moreno, directora de Minigym, el primer gimnasio de Logroño dirigido exclusivamente a público infantil. A partir de ahora, en esta sección trataré sobre los beneficios de la psicomotricidad infantil; la estimulación temprana; el juego como base para el desarrollo emocional y social, etcétera.

La idea de crear un gimnasio infantil surge en Irlanda, trabajando en un centro como educadora social para niños con parálisis cerebral.

Recibí formación para llevar a cabo las sesiones de psicomotricidad. Al ver los resultados que estas sesiones provocaban en los niños, tanto a nivel físico como emocional, comencé a plantearme las repercusiones que estas mismas sesiones podrían tener en niños sanos y empecé a interesarme sobre los diferentes autores y estudios que se conocen sobre la psicomotricidad infantil. En este transcurso seguía recibiendo formación como psicomotricista terapéutica y ganando experiencia.

Al volver a España, y pasados unos años, decidí montar un centro de psicomotricidad para niños sanos, pero no en exclusiva, quiero decir, que el tener una enfermedad o patología no incluye o excluye de este centro, ya que mejorar las capacidades motoras, ofrecer el gusto por el movimiento, dejar expresar a través del cuerpo o cualquier otro de los objetivos que tenemos en Minigym, es válido para cualquier niño sean cuales sean sus capacidades iniciales.

Podemos decir que hay dos tipos de psicomotricidad: la dirigida y la vivenciada.

La psicomotricidad dirigida es lo que familiarmente conocemos como sesiones guiadas de ejercicios para el movimiento, con la intención de ir trabajando diferentes aspectos motores, como pueden ser los saltos, giros, coordinación global, equilibrio estático y dinámico, lateralidad, etc.

La psicomotricidad vivenciada se basa en el movimiento espontáneo y juego libre. Se trata de favorecer un espacio y un material adecuado y que sea el niño quien experiemente, conectando con su deseo, motivación… Es una manera de conocerse a sí mismo y de entrar en relación con el mundo, con otros niños y con los adultos. El movimiento es, sobretodo, la forma de expresión de los niños y observar y acompañar ese tiempo de búsqueda es importante para su desarrollo.

En los siguientes artículos iremos profundizando en lo que aporta y los beneficios que tiene participar en sesiones de psicomotricidad dirigida y psicomotricidad vivenciada

Olga Moreno
Directora de Minigym 

Artículo Patrocinado.

 

[divide]

Os invitamos a enviarnos cualquier consulta que tengáis sobre estos temas. Podéis escribir un correo electrónico a: info@elbalcondemateo.es con el asunto: Minigym[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=»1/3″][vc_column_text]Olga Minigym

Olga Moreno
Minigym

  • Diplomada en Educación Social.
  • Técnico Profesional en Psicomotricidad
  • Técnico profesional en Atención y Estimulación temprana.
  • Actualmente, cursa el máster oficial en Psicomotricidad.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][/vc_column][/vc_row]

Inicio  »  Cuídales   »   Psicomotricidad infantil: ¿qué aporta a los niños?
GUIA DE TURISMO FAMILIAR

Los mejores destinos

para una PRIMAVERA genial