CEI Arlequín

CEI Arlequín
Compártelo:
Arlequín, 3.000 metros cuadrados para el cuidado y educación de los niños

Una de las decisiones más complicadas para los padres es, sin duda, encontrar el Centro de Educación Infantil perfecto para cuidar de sus hijos. La oferta actual es enorme y, por ello, casi siempre nos dejamos guiar por las experiencias de amigos y familiares con uno u otro centro. En Arlequín llevan más de 30 años cuidando y educando a generaciones de niños logroñeses. De hecho, muchos de esos niños antes alumnos, ahora son padres que llevan allí a sus hijos.

Lo principal a la hora de incorporar al niño es cuidar al detalle el periodo de adaptación que necesitan. En Arlequín, esta adaptación se realiza de manera progresiva, sin prisas, teniendo en cuenta la individualidad de cada niño. Lo importante es generar la confianza que tanto el pequeño, como sus padres, necesitan. Una vez conseguida la integración del niño en el centro, se sigue ofreciendo esa atención individual en aspectos educativos, afectos y asistenciales.

A diario, los responsables del niño en el centro transmiten a sus padres toda la información que consideran relevante. La colaboración y comunicación entre los padres y el centro debe ser de obligado cumplimiento por ambas partes.

Personal

Todo el personal docente del centro está en posesión de la titulación requerida por la Consejería de Educación, Cultura y Turismo.

El equipo se compone de:  maestras de Educación Infantil, técnicos superiores en Educación Infantil, una maestra diplomada en lengua inglesa, que imparte clases de inglés a los niños, ATS con dedicación exclusiva, una cocinera y personal de servicio.

Ademas, hay una médico pediatra que pasa consulta un día a la semana. Los papás que lo deseen pueden asistir al reconocimiento del niño y consultar sus dudas.

3.000 metros cuadrados con jardín

Una de las características que más llaman la atención son sus enormes instalaciones, de 3.000 metros cuadrados. En el interior, cuentan con un área para bebés de 100 metros cuadrados, muy alejada de los niños ‘mayores’, para conseguir un ambiente más relajado y apropiado para ellos.

También hay seis aulas, de 50 metros cada una, para niños de 1 a 3 años, adaptadas por edades. Y cuando el tiempo no permite salir al jardín, pueden jugar en un espacio polivalente de 250 metros cuadrados, muy cálido y luminoso gracias a su techo acristalado.

Las zonas ajardinadas exteriores están cubiertas de césped y gran arbolado. Hay, incluso, un pequeño huerto para que los pequeños tomen contacto con la naturaleza.

Comida casera

La cocinera del centro elabora diariamente los menús que comen los pequeños, siempre supervisados por la médico pediatra. Solo se utilizan productos naturales, frescos y de calidad. Por supuesto, se preparan menús especiales para niños con alergias o intolerancias alimentarias.

Horarios

Arlequín abre sus puertas a las 7.30 h. Los niños pueden permanecer en el centro el tiempo que los padres necesiten (jornada completa, media jornada…). Además, está abierto todo el año porque no cierra por vacaciones de verano.

Precio

Precio por estos servicios: desde 285 euros, dependiendo siempre de la elección de jornadas.  Matrícula abierta todo el año.

Lope Toledo, 5-7. Logroño.
941 248 811

Más empresas